Promoción estudio biomecánico

Posted on

 

 

 

 

Por si os interesa, ahora estamos de promoción. Esto no es un simple estudio de pisada. Donde te miran si eres pronador o supinador. Algo que para mí no es de lo más importante a la hora de realizar un estudio o buscar el origen mecánico de una lesión. Primer punto es que ningún humano corre supinando. Lo utilizan para denominar a la persona que durante la fase de apoyo, su centro de presiones y linea de actividad está más desplazada hacia la parte externa. Pero esta persona aún pronará más para poder estabilizar la marcha. Segundo punto, no hay ninguna suela de zapatilla en el mercado que evite un exceso de pronación. Este solo puede frenarse por una plantilla con arco plantar y esta a veces es innecesaria o incluso improcedente. Tener en cuenta que estamos diseñados para que el arco plantar no llegue a tocar el suelo, con un soporte bajo él, este siempre estará en contacto con el suelo. Una plantilla con arco plantar es cómo llevar muletas. Si te duele la rodilla y vas con muletas al no apoyar te dolerá menos. Pero el problema que te está ocasionando el dolor sigue contigo.

Imagen

Anuncios

Causa biomecánica del síndrome piramidal o piriforme / Tratamiento biomecánico del síndrome piramidal o piriforme

Posted on Actualizado enn

Causa biomecánica del síndrome piramidal o piriforme

Tratamiento biomecánico del síndrome piramidal o piriforme

Este síndrome produce una contractura o espasmo del músculo piramidal provocando una irritación del nervio ciático que pasa justo por debajo. Esto puede ocasionar todos o algunos de los siguientes síntomas:

–  dolor local en la zona glútea

–  dolor referido a la zona lumbar

–  dolor profundo en la cadera

–  dolor posterior y distal del muslo

– sensación de tensión isquiotibial

–  hormigueos en la parte posterior del muslo

El piramidal es un músculo pequeño que va de la cara anterior del sacro al trocánter mayor del fémur. Funciona como un rotador externo de cadera y si la articulación de la cadera esta flexionada se convierte en abductor.

Imagen

Este músculo cómo el resto de pelvitrocantereos tiene acción estabilizadora, amortiguadora en la carrera y marcha. Además tiene un mecanismo neuromuscular que sirve para enviar información de contracción y relajación al resto de músculos implicados en la carrera y marcha.

Como todos los músculos tiene un tono postural de base y un rango óptimo de tensión contracción.

Digamos que hay un punto de tensión en el que el músculo tiene una ligera contracción necesaria para que podamos estar de pie y movernos, si se modifica la tensión, se modifica la contracción.

Esta contracción será diferente  principalmente si cambia la posición de la vertebra L-5, del sacro, del fémur, del  tono del resto de músculos pelvitrocantereos, de los músculos del suelo pélvico o de los músculos suboccipitales.

Un ejemplo que puede modificar el tono de base:

Debilidad de los músculos del suelo pélvico. Esto producirá una nutación del sacro (la parte superior del sacro se va hacia delante y la parte inferior del sacro hacia atrás). El sistema neuromuscular informará  de que aumente la contracción en el piramidal para frenar esta nutación. Pero además este movimiento tensará los ligamentos que unen el sacro con la columna y la pelvis. Justo entre estos ligamentos pasa el nervio ciático, en el que aumentará la presión. Volverá a informar al sistema neuromuscular y aún aumentará más la contracción del piramidal. Es posible que hasta aquí, lo único que podríamos notar es un dolor en la zona de la articulación sacroiliaca.

Para llegar a tener un síndrome piramidal con dolor referido al muslo haría falta sumar algo más.

¿Qué es ese algo más?

–          Un calzado con un drop superior a 9 mm.

Esta diferencia de altura tira tu centro de gravedad hacia delante.

Tu pelvis se desplazará hacia delante y esto tiene que ser corregido para que no te caigas. ¿sabes cómo?  La opción más utilizada es  tirando tu tronco hacia atrás.

Imagen

Acabas de poner en tensión máxima tu articulación sacroiliaca, con ello has aumentado la tensión de los músculos antigravitatorios, disminuido el rango de tensión óptimo en la musculatura del periné  y aumentado la presión sobre el ciático.

–          La forma en cómo nos movemos

Una biomecánica que ponga en tensión el nervio ciático produciendo fricción sobre el mismo.

Imagen

Por ejemplo andar o correr muy de talón con una zancada larga.

Algo a tener en cuenta sobre los nervios:

Los nervios son mucho más rígidos que los músculos.

Durante el movimiento humano se producen combinaciones de tensión, deslizamiento y comprensión a nivel del sistema nervioso.

–          Tensión > los nervios soportan hasta un 20% de esfuerzo, a partir de ahí fallan. (el nervio ciático puede soportar cargas de hasta 50 kg)

–          Deslizamiento > efecto telescópico de estructuras alrededor del nervio

–          El flujo sanguíneo en los nervios periféricos se bloquean en alargamientos del 8-15% (si mides 175 cm. Y colocas tu pierna a 90º de flexión tu nervio ciático se alarga en un 14%.

–          Compresión ejercida por las diferentes estructuras envuelven el nervio

–          La presión y tensión en las estructuras neurales provoca isquemia y reduce el transporte axonal.

–          Cuando se estimulan los nocirreceptores y fibras simpáticas de los nervios además de producir dolor, se liberan sustancias P y péptidos. Son sustancias vasoactivas que aumentan el flujo de sangre intraneural en el lugar de la estimulación. Por lo que una estimulación mecánica repetida  que origine un aumento de flujo de sangre intraneural en exceso originara una respuesta edematosa en el nervio.

–          Un nervio al que se le mantiene en tensión continua del 6% durante una hora. Tiene una disminución de conducción del 70%.

Imagen

  • Se puede desarrollar una neuropatía por deslizamiento al producirse una fricción continua sobre el nervio al correr y su consiguiente cicatrización
  • Una compresión que puede ocasionar una pérdida de fuerza
  • Dolor descendente zona anterolateral de la pierna

Tratamientos para el síndrome piramidal hay muchos pero si quieres tener un éxito del 95% con resultados duraderos. Te recomiendo que hagas un tratamiento biomecánico.

¿En qué consiste un tratamiento biomecánico?

Imagen

Primero  se detectan que errores estáticos y dinámicos están ocasionando el síndrome piramidal.

Una vez se detectan, se realiza un trabajo de equilibrio articular con técnicas de manipulación y técnicas de reequilibración postural. Depende del estado del nervio se realiza un tratamiento para liberarlo.

A la siguiente sesión se empieza con el trabajo neuromuscular buscando relajar los músculos tienen un exceso de actividad y activar los músculos poco activos, para ello se utilizan herramientas como Smartcoach, Neurobiofeedback y sistemas cómo la neuromodulación.

Toma de conciencia, a través de diferentes herramientas cómo son el Optogate el paciente puede ver que errores comete en la marcha o carrera.

Puesta en marcha de ejercicios que eliminarán los patrones de marcha o carrera erróneos

Puesta en marcha de ejercicios que activarán los nuevos patrones de marcha o carrera.

Entrenamiento de la nueva biomecánica.

Integración biomecánica.

Eliminación de la sintomatología en un tiempo aproximado de unas 6 semanas sin riesgo de recurrencia.

Running Therapy Center

Ferran Espejo

info@ferran-espejo.com

Prueba zapatillas Inov8 Terrafly 277

Posted on

Durante estas últimas dos semanas he estado probando las Terrafly 277 de Inov8. Zapatilla con buenos acabados, en suela de EVA de unos 24 mm con un Drop de 4 mm. Buen agarre de suela incluso en pavimentos mojados. La flexibilidad anteroposterior la han centrado en la zona anterior a los metatarsos. Mala flexibilidad lateral y espacio anterior insuficiente. Es una buena zapatilla para alguien con un sistema ligamentoso flexible en los pies, sin acortamiento de sóleos y con un apoyo medio o de talón. No recomendable para pies rígidos, sóleos cortos o corredores entran muy de metatarso. 

Yo personalmente tengo unos pies muy rígidos y aunque de entrada parece una zapatilla muy cómoda en cuanto empece a correr con ellas empezaron los problema (dolor en metatarsos, sensación de pie fatigado y dolor isquiotibial medio). Les he dado un tiempo para ver si me adaptaba, pero no ha sido así. De momento son de las zapatillas utilizaré para dar paseos, pero no para mis entrenos.

Imagen

 

¿Zapatillas máximas o mínimas? Paso a Paso: Quinto paso; Aspectos técnicos de una buena zapatilla para andar y correr

Posted on Actualizado enn

Quinto Paso

¿Cómo debe de ser una zapatilla para andar o/y para running?

El calzado actual es un factor predisponente a algunas de las patologías musculoesqueléticas más populares entre la población reconocida como “primer mundo”.

Los fabricantes de calzado fabrican calzados para nuestros ojos, muy pocos lo hacen pensando en nuestros pies.

La forma en cómo se fabrican y las características técnicas de sus materiales influyen en nuestra forma de caminar y correr.

–          Grosor de suela: tamaño de la interfaz entre el pie y el suelo

Imagen

En un principio un grosor de suela disminuye las fuerzas de impacto, pero sucede una paradoja. La mayoría de personas cuando sienten la comodidad de una suela gruesa y pierden la sensibilidad de lo que están pisando, aumentan la fuerza con la que impactan en el suelo y alargan la zancada alterando aún más las fuerzas de impacto.

Menos en alguna patología que en otro capítulo explicaré,  los grosores de suela que más respetan el sistema neuromuscular y biomecánico van entre 0 y 18 mm.

–          Drop de suela: diferencia de altura entre la zona de apoyo del retropié (calcáneo) y la zona de apoyo del antepie (metatarsos).

Imagen

Está pensado para disminuir el impacto, aumentar la zancada y reducir el trabajo del tríceps sural. Todo ello puede parecer ser beneficioso, pero no lo es para nada. Aunque en alguna patología es necesario llevar un drop considerable.

El drop que más respeta el sistema neuromuscular y biomecánico va entre 0 y 6 mm,

–          Rigidez de la suela

Una suela debe ser suficientemente flexible para permitir el trabajo ligamentoso, apertura de los arcos plantares, traslación correcta de las presiones de retropié a antepie en la marcha y de antepie-retropie-antepie en la carrera.

Un buen calzado para tus pies debe permitir doblarse sin esfuerzo antero-posterior y lateralmente. Cómo mínimo para evitar problemas debería de poder doblarse sin hacer apenas fuerza en la zona de metatarsos y dedos.

Pocos calzados tienen estas características en sus suelas.

Una suela rígida produce picos de presión en calcáneo, metatarsos, dedos y modifican la mecánica de rodilla y cadera.

–          Forma de la suela

La forma de la suela debe respetar la forma de tu pie. Practicamente ningún fabricante hace esto. En algún momento de nuestra historia se consideró la forma de los pies poca estética y eso aún perdura.

Los pies son estrechos de atrás y bastante anchos de adelante, los dedos deberían de estar separados, algo que no sucede en casi ninguno de nosotros.

Como mínimo una suela debería de ser ligeramente redonda de la parte trasera y delantera en un plano vertical y horizontal, su zona más ancha debería de coincidir con la zona de los metatarsos y esta tener la suficiente amplitud como para que  estando de pie, aún sobrara unos 4 mm en la zona de los metatarsos, necesarios para la apertura del arco anterior en carrera.

Toda la planta del pie debería de apoyar en la suela, sin estar comprimida, eso no sucede en la mayoría de calzado, a veces incluso parte del apoyo queda por fuera de la suela.

Imagen

Imagen

Un pie de unos 26 cm suele medir alrededor de 10 cm de ancho en la zona del antepie. ¿Cuántos calzados encontráis así? ¿Se os cargan mucho los gemelos? Probar un calzado que permita la apertura del arco anterior, es muy posible que notéis una considerable mejora.

Imagen

–          Sistema de amortiguación

Solo son necesarios, si entras con un ángulo pie-suelo elevado, con mucha fuerza, o con una zancada muy larga y no vas a hacer nada para cambiarlo, en alguna patología musculoesquelética aguda y en caso de obesidad.

Nosotros tenemos nuestros propios sistemas de amortiguación, esa amortiguación extra produce desfase en los tiempos de reacción muscular y perdida en la propulsión de carrera.

–          Control de la pronación con arco plantar

El control de la pronación en suela no se ha demostrado que evite la pronación, si se evita con un arco de control plantar en la plantilla. Este solo es necesario si corres de talón, si en la marcha llevas un ángulo pie-suelo elevado o presentas un déficit importante en la musculatura de tu pie y no vas a hacer nada para cambiarlo.

La pronación es necesaria, es un sistema de amortiguación, de equilibrio y de compensación. Así que si pronas mucho es posible que algo de lo anterior este fallando. Por otro lado has de tener en cuenta que si tienes una debilidad de la musculatura del pie y colocas un arco plantar difícilmente la vas a hacer trabajar.

Imagen

–          Empeine

Debe de respetar la forma del pie y ser transpirable, mismas consideraciones que para la forma de la suela en cuanto a tamaño.

–          Peso del calzado

El calzado no debería de sobrepasar los 300 gr. Cuanto menos pesen, mejor. El peso repercute a nivel energético, muscular y biomecánico. Un peso elevado aumenta el trabajo de músculos cómo los isquiotibiales en la fase de vuelo.

¿Zapatillas máximas o mínimas? Paso a Paso: Cuarto paso; consideraciones técnica de carrera

Posted on Actualizado enn

Cuarto Paso

Aspectos a considerar de la técnica de carrera

Nuestra forma de correr depende de nuestra anatomía, aprendizaje biomecánico, estado del sistema neuromuscular, acúmulo de lesiones y del tipo de interfaz haya entre el pie y el suelo (por ejemplo calzado, plantillas…).

El apoyo pie suelo caminando, empieza por la parte externa del talón este irá realizando una pronación hasta llegar al apoyo en la zona de los metatarsos. En cambio si empezamos a correr sin ningún tipo de calzado este apoyo empezará en la zona metatarsal y la pronación irá hacia atrás hasta llegar al talón. (Uno de los problemas es que la mayoría de humanos hemos desaprendido este gesto biomecánico).

Este patrón de movimiento no es para todo el mundo igual, depende de la edad, , algo que claramente lo modifica es el calzado utilizado; Forma de construcción de la suela, material utilizado en el calzado, altura de la suela y altura del talón en relación con la zona de los metatarsos.

¿Es esto culpable de las lesiones?

No, pero puede ayudar a que aparezcan o desaparezcan.

Lo verdaderamente importante es cómo llega el pie al suelo y con qué fuerza llega al contacto con la superficie.

El problema por ejemplo de ir con un drop alto y muy amortiguado es que facilita la entrada de talón y al perder sensibilidad por la amortiguación la tendencia es que el impacto sea elevado, originando un pico de fuerza en talón, rodilla y articulación sacroiliaca. Así mismo esta entrada de talón con un ángulo pie suelo alto y con gran impacto obliga a una gran pronación para corregir la línea de marcha (oscilaciones centro de gravedad) y disminuir el impacto.

Otro problema con una repercusión diferente seria entrar de metatarsos con un ángulo pie-suelo elevado.

Las rodillas no deben de ir excesivamente altas. A menor velocidad, rodillas más bajas, a mayor velocidad, rodillas más altas. Correr con rodillas muy altas puede parecer muy estético pero producirá más fase de vuelo en carrera, más fase de frenado , exceso de trabajo del psoas y tensión por encima del índice óptimo neuromuscular de la musculatura glútea.

La rodilla no debe de estirarse antes de llegar al suelo, debe de mantener una ligera flexión. Esa flexión es necesaria para apoyar  cerca de la línea del centro de gravedad,  evitando oscilaciones bruscas de éste. El estirar la rodilla, al igual que alargar demasiado la zancada obligará a que entremos excesivamente de talón y sus consecuencias.

La Cadera en ligera anteversión para permitir un apoyo cercano al centro de gravedad y una entrada media-delantera del pie al suelo.

El tronco debe ir erguido con una ligera inclinación anterior,  alineando hombros, cadera y tobillo. De esta forma se permite una óptima relación del centro de gravedad corporal con el apoyo del pie, favoreciendo el sistema de propulsión.

Hombros y brazos relajados  permiten una carrera más económica, favorece el trabajo de los músculos respiratorios y evita sobrecargas en la zona cervical.

Las manos abiertas, por vía refleja estimulan músculos necesarios para la propulsión.

Una cadencia de carrera por encima de 170 pasos minutos evita fases de impulso largas y sus consecuencias.

Imagen

¿zapatillas máximas o mínimas? Paso a paso. Paso 3

Posted on Actualizado enn

Biomecánica pie-pierna y lesiones

Aunque os parezca extraño la marcha no es una capacidad innata y aún menos la carrera.

Aprendemos a caminar por experimentación y simulación durante los 8 primeros años de vida. De los 8 a los 15 años siguen habiendo cambios en la marcha pero tienen que ver más con la longitud y frecuencia del paso. En carrera sucede lo mismo.

Nuestro sistema oseo se modifica dependiendo de las fuerzas mecánicas a la que es sometido. Un niño al que se le obliga a caminar cuando su sistema neuromuscular aún no esta preparado producirá alteraciones en su esqueleto y aprenderá de una forma errónea el patrón de marcha. A todos los papas les gusta que su niño sea el primero en caminar, hablar….. Pues lo siento, pero es un error. Ellos solos deberían de empezar a hacer sus primeros pasos y lo harán cuando estén preparados. Para un niño es importante pasar por la fase de volteo y gateo antes de empezar a intentar poner los pies en el suelo.

La forma de caminar, correr es diferente si estas descalzo o calzado y diferente dependiendo del calzado que lleves puesto.

Un niño nunca debería de llevar zapatos puestos. Estos alteran el patrón de marcha, modifican la señal propioceptiva y por supuesto la estructura osea.

Super super importante, no te dejes liar por podólogos o osteópatas. Todos los niños tienen un valgo de piernas (las rodillas se les van para adentro). Todos los niños tienen un pie plano. Lo que produce la varización (piernas arqueadas) de las piernas y el aumento del arco plantar son factores mecánicos. Así que, cuando lleve tiempo caminando si no le has puesto nada rígido en sus pies o que modifique la sensibilidad de la piel de la planta. sus piernas se irán separando “de forma correcta, si no hay fuerzas mecánicas en exceso” y su arco plantar se le irá formando.

Si estas en Europa lo más común es que veas niños con un pie valgo, si estas en África lo más común es que veas niños con un pie varo.

Así que dejad que los niños caminen y jueguen descalzos

Imagen

¿Zapatillas máximas o mínimas? Paso a paso. Segundo paso

Posted on Actualizado enn

Si has llegado a este paso, no estabas conforme con tus marcas o sufrías lesiones .

Primera consideración: Una zapatilla máxima es el equivalente a un paracetamol para el dolor de cabeza. Una zapatilla mínima es para aquellos que deciden buscar e intentar evitar las causas del dolor de cabeza.

Si eres de los que prefieren tomar el paracetamol es mejor que pares en este momento. Si no es así sigamos avanzando.

El resto de consideraciones:

–           Si estas en periodo competitivo, no tienes lesiones, estas contento con tus marcas: no realices cambios, o espérate a no estar en periodo competitivo para realizarlos, los cambios al principio disminuirán tu rendimiento deportivo.

–          Si estas en periodo competitivo no tienes  lesiones, pero no estas contento con tus marcas. (necesitaras de unos 6 meses de trabajo para conseguir una correcta adaptación).

  • Durante los 2 primeros meses usa zapatilla con estabilización de la pronación en entrenos y competición. Durante el resto de día y calentamientos utiliza una zapatilla de transición.
  • 3er mes utiliza una zapatilla voladora para los entrenos, en competición una zapatilla con estabilización de la pronación, el resto del día con una zapatilla de transición.
  • 4º mes para los entrenos utiliza una zapatilla de transición, en competición una voladora, el resto de día una zapatilla mínima.
  • 5º mes para los entrenos y resto de día utiliza una zapatilla mínima para la competición una de transición
  • 6º mes utiliza siempre una zapatilla mínima. A partir de aquí decide que tipo de zapatilla es más adecuado en cada actividad de tu día a día.
  • Ponte en las manos de un profesional, no suele ser tan fácil cambiar de un tipo de calzado al otro, necesitaras una serie de cambios biomecánicos, un análisis y corrección de la técnica de carrera y posiblemente algún ajuste neuromuscular.

–          Si estas o no en periodo de competición pero sufres lesiones: Aquí ya se empieza a complicar todo. Vamos a ver si soy capaz de haceros una especie de guía. Esto será largo, iremos una por una, detallando las lesiones más típicas.

Y ahora si que en breve empezaréis a entender algunos cuestiones seguro tenéis en la cabeza

Imagen